¡Ponte a prueba! 6/2016 Solución

Ponte a prueba

 

 

 

 

 

 

La solución a este poema es que se trata del  Soneto XL de Fernando de Herrera, el Divino (1534-1597), cuyo estilo ha sido calificado en ocasiones de manierista.

Viví gran tiempo en confusión perdido,
y todo de mí mesmo enagenado,
desesperé de bien; qu’ en tal estado
perdí la mejor luz de mi sentido.

Mas cuando de mí tuve más olvido, 5
rompió los duros lazos al cuidado
d’ Amor el enemigo más onrado;
y ante mis pies lo derribó vencido.

Aora, que procuro mi provecho,
puedo dezir, que vivo; pues soy mío, 10
libre, ageno d’ Amor y de sus daños.

Pueda el desdén, Antonio, en vuestro pecho
acabar semejante desvarío;
antes que prevalescan sus engaños.