¡Ponte a prueba! 7/2020 Oposiciones de Lengua castellana y literatura

De nuevo es viernes y eso quiere decir que, fieles a nuestra cita, en www.opolengua.com nos disponemos a ofrecer una nueva entrega de nuestro “¡Ponte a prueba!”, el acertijo con el que pretendemos ayudar y animar a las personas que preparan las oposiciones de Lengua castellana y literatura en su prueba de comentario. El objetivo, como siempre, es adscribir un texto o fragmento a una época, un movimiento y un género. Y si es posible, también a un autor y a una obra concreta.

En estos últimos días estamos ofreciendo textos difíciles de conocer buscando que los participantes solo puedan acertar la época y el movimiento. Creemos que esto tiene un lado positivo y es el de prepararnos psicológicamente para la posibilidad de que el día D no aparezca un texto que nos resulte conocido. Si eso ocurre, no hay que amilanarse: con un buen ejercicio que profundice en los rasgos temáticos y formales podemos salir muy bien librados de la prueba. Tal es el caso también del ejercicio que planteamos hoy.

Si tanto pudo un canto doloroso
que detuvo las aguas que corrían
y a escuchallo las aves que venían
y todo animal fiero y ponzoñoso;
aquellos del profundo temeroso,
que de si mismos piedad no habían
de escuchallo también se enternecían
y tomaron de oíllo algún reposo;
¿cómo no puede la color perdida,
ni lágrimas siempre derramadas,
ni ver la voz turbada y congojosa,
hacer, sola una hora en esta vida,
tener piedad, de cuántas son lloradas,
Aquella que en el mundo es más hermosa?

Para participar, como siempre, es preciso entrar en nuestra página de Facebook y dejar en ella como comentario la respuesta. Es posible participar hasta la noche del domingo y es durante la tarde del lunes cuando damos la respuesta y publicamos los ganadores.

Y nada más por hoy.
Saludos y ánimo.

Comparte esta entrada
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter