¡Ponte a prueba! 7/2019 (Solución) Oposiciones de Lengua castellana y literatura

Como cada lunes, publicamos la solución de nuestro acertijo y pasatiempo que ayuda a preparar la prueba de comentario de las oposiciones de Lengua castellana y literatura. Esta semana ha habido bastantes acertantes.

Efectivamente, tal y como señalaron varias personas, el texto era un fragmento de la obra de Ramón del Valle Inclán (1866-1936) Las galas del difunto (1926), esperpento incluido en Martes de Carnaval. Más en concreto, el fragmento se da cuando Juanito Ventolera (ese don Juan grotesco) acaba de volver del cementerio de robarle el terno al padre de la Daifa, remedando el encuentro con el difunto en El convidado de piedra de Tirso o el Don Juan de Zorrilla. Es decir, se trata el tema del don Juan deformado por la visión grotesca con la que analiza España el hidalgo de Villagarcía de Arosa. Como sabemos, el Don Juan es la obra más representada de la historia del teatro español pues existía la tradición de representarlo todos los años el Día de Todos los Santos y de ahí el hecho de que nosotros remedemos nuestra tradición en www.opolengua.com.

Así pues, hay que dar la enhorabuena a  Mariela Quero Reina, Maica Maiqueta, Daniel Espejo y Ana Maravillas Wonder, que de seguro partirían con ventaja al realizar la temida prueba. Y nada más por hoy. Feliz semana de estudio y nos vemos de nuevo el miércoles con nuestra entrada de fondo y el viernes en nuestro concurso.  Saludos y ánimo.

(APARECE Juanillo Ventolera, transfigurado con las galas del difunto. Camisa planchada, terno negro, botas nuevas con canto de grillos. Ninguna cobertura en la cabeza: Bajo la luna, tiene un halo verdoso)

JUANITO VENTOLERA.- ¡Salud, amigos! Hay que dispensar el retardo.

 EL BIZCO MALUENDA.-  A tiempo llegas.

 PEDRO MASIDE.-  Ya estábamos con algún recelo.

 FRANCO RICOTE.-  Te habíamos sospechado de orejas en el Infierno.

 EL BIZCO MALUENDA.-  Y alguno, con el batallón de muertos a la rueda rueda de pan y canela.

 JUANITO VENTOLERA.-  Ese ha sido mi paisano Pedro Maside.

 PEDRO MASIDE.-  Justamente. Tú habrás librado sin contratiempo [55], pero ello no desmiente lo que otros cuentan.

JUANITO VENTOLERA.- ¿No me oléis a chamusco? He visitado las calderas del rancho que atiza Pedro Botero.

 EL BIZCO MALUENDA.-  ¿Y lo has probado?

 JUANITO VENTOLERA.-  Y me ha sabido a maná. En el cuartel lo quisiéramos.

 EL BIZCO MALUENDA.-  ¡Bébete un chato, y cuenta por derecho! ¿El vestido que traes es la propia mortaja del fiambre?

 JUANITO VENTOLERA.-  ¡La propia!

 FRANCO RICOTE.-  ¿Lo has dejado en cueros?

 JUANITO VENTOLERA.-  Le propuse la changa con mi rayadillo, y no se mostró contrario.

EL BIZCO MALUENDA.- Visto lo cual, habéis changado.

 JUANITO VENTOLERA.-  Veo que lo entiendes.

 EL BIZCO MALUENDA.-  El terno es fino.

 JUANITO VENTOLERA.-  De primera.

 EL BIZCO MALUENDA.-  Y te va a la medida. Sólo te falta un bombín para ser un pollo petenera. El patrón se lo habrá olvidado en la percha, y debes reclamárselo a la viuda.

 JUANITO VENTOLERA.-  Me das una idea…

 EL BIZCO MALUENDA.-  ¿Tendrías redaños?

 JUANITO VENTOLERA.-  Aventúrate unas copas.

 PEDRO MASIDE.-  ¡Sobrepasaba el escarnio!

FRANCO RICOTE.-  ¡Ni el tan mentado Juan Tenorio! ¡Y tú, gachó, no hables en verso!

 EL BIZCO MALUENDA.-  Te aventuro los cuatro cafeses.

 JUANITO VENTOLERA.-  ¡Van! ¿Y vosotros no queréis jugaros la copa?

 FRANCO RICOTE.-  ¿Tú te la juegas?

 JUANITO VENTOLERA.-  ¡Dicho está!

 EL BIZCO MALUENDA.-  ¡Gachó! ¡Te hago la apuesta aun cuando me toque ser paduano! Vamos a ver hasta dónde llega tu rejo.

 JUANITO VENTOLERA.-  La visita a la viuda no pasa de ser un cumplimiento.

 EL BIZCO MALUENDA.-  ¿Qué plazo le pones?

JUANITO VENTOLERA.- Esta noche, después de la cena. ¿Tú no apuestas nada, paisano Maside? ¿Temes perder?

 PEDRO MASIDE.-  Tengo conciencia, y no quiero animarte por el camino que llevas.

 JUANITO VENTOLERA.-  ¿Tan malo te parece, paisano?

 PEDRO MASIDE.-  De perdición completa.

 JUANITO VENTOLERA.-  Dando la cara no hay bueno ni malo.

 PEDRO MASIDE.-  Para vivir seguro, fuera de ley, se requieren muchos parneses. Das la cara, y te sepultan en presidio.

 

FRANCO RICOTE.-  O te tullen para toda la vida con un solfeo.

JUANITO VENTOLERA.-  ¡Hay que ser soberbio y dar la cara contra el mundo entero! A mí me cae simpático el Diablo.

PEDRO MASIDE.-  Con dar la cara no acallas la conciencia.

JUANITO VENTOLERA.- Yo respondo de todas mis acciones, y con esto sólo, ninguno me iguala. El hombre que no se pone fuera de la ley, es un cabra.

EL BIZCO MALUENDA.- Con otros chatos lo discutiremos.¿Estudiar en grupo las oposiciones o hacerlo individualmente?

Comparte esta entrada
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Google+
Google+